jueves, 11 de octubre de 2012

Mermelada de tomate Cherry y zanahoria

Este tomate, de origen silvestre, es probablemente el ancestro del tomate tradicional; y a pesar de haberse convertido actualmente en un ingrediente muy distinguido, es más antiguo de lo que podamos pensar.
Con su presencia da un toque especial allí donde se coloque, ya sea en una ensalada o en una simple guarnición acompañando cualquier plato. Y es que, como su nombre indica, estas "cerezas de la huerta" son pequeños bombones que estallan en tu boca inundándola de un dulce y afrutado sabor a huerta, que cada vez gana más adeptos frente al tomate tradicional que tiene mayor grado de acidez en su composición.
En esta mermelada se extrae toda su esencia, convirtiéndola en toda una delicatessen, de sabor tan exquisito que sólo es necesaria una pequeña cantidad para acompañar cualquier canapé, preferiblemente con base de queso o paté.
Y por último, si nos gusta la jardinería, es una planta idónea para tener en casa y poder disfrutar de ella durante todo el año porque son fáciles de cuidar y no requieren más cuidados que buena tierra constantemente húmeda.


INGREDIENTES: 
  • 800 gr. de tomate Cherry maduro
  • 150 gr. de zanahoria
  • 200 gr. de azúcar
  • 1 limón
  • 50 ml. de agua
  • 400 gr. de nata líquida
  • 1 trozo de canela en rama (opcional)
  • ralladura de jenjibre (opcional)
  • cardamomo (opcional)
PREPARACIÓN SIN THERMOMIX:
1. Pelar, rallar la zanahoria y echarla en la cazuela donde se vaya a cocinar. Añadir el agua.
2. Poner los tomates lavados y cortados por la mitad en el accesorio de cocinar al vapor junto con el limón pelado (sin partes blancas) y cortado en gajos (sin huesos) y cocinar durante 20 minutos a fuego medio.
4. Pasado ese tiempo, chafar los tomates para que su pulpa pase a la cazuela junto con la zanahoria y volver a cocinar otros 10 minutos.

5. Volver a exprimir los tomates contra las paredes del cestillo y después retirarlo con las pieles.

6. Añadir el azúcar y las especias (opcional) y poner al fuego de 20 a 25 minutos removiendo cada poco tiempo para que no se pegue.

7. Verter en los tarros de cristal.
PREPARACIÓN CON THERMOMIX:
1. Pelar y cortar la zanahoria en trozos regulares. Poner en el vaso y triturar durante 6 segundos a velocidad 6.

2. Bajar la zanahoria de las paredes y añadir el agua.
3. Poner los tomates lavados y cortados por la mitad en el cestillo y el limón pelado (sin partes blancas) y cortado en gajos (sin huesos) y programar 20 minutos a velocidad 1 y temperatura varoma.
4. Pasado ese tiempo, chafar los tomates con la espátula y volver a programar otros 10 minutos a la misma temperatura y velocidad.

5. Volver a apretar los tomates contra las paredes del cestillo para que la pulpa de los tomates pase al vaso junto con la zanahoria. Retirar el cestillo con las pieles.

6. Añadir el azúcar y las especias (opcional) y programar de 20 a 25 minutos a temperatura varoma y velocidad 1.

7. Verter en los tarros de cristal.

NOTA:
  • He optado por no añadir ninguna especia porque era un contrasentido añadir más matices a un sabor que de por sí es exclusivo, intenso y especial.
  • Si aumentamos el tiempo de cocción a 30 ó 35 minutos, obtendremos membrillo de tomate Cherry.
  • Para envasar la mermelada al vacío, rellenamos los tarros de cristal hasta el comienzo de la rosca y tapamos bien. Después damos la vuelta al bote y lo dejamos boca abajo hasta que se enfríe.
Fuente: Thermoblog.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...